jueves, agosto 11, 2022

La salud mental, riesgo global en 2022 por la «propagación» de trastornos

El informe elaborado por el Foro Económico Mundial sitúa el deterioro mental como el sexto mayor riesgo del año 

El estado de la salud mental está adquiriendo cada vez más importancia y prueba de ello es que el Foro Económico Mundial de Davos ya la sitúa como el sexto riesgo global para el 2022 y uno de los elementos que más se ha deteriorado desde que empezó la pandemia del Covid-19. 

El documento elaborado por el organismo internacional pone así de manifiesto la creciente importancia de los trastornos mentales, ya que mientras el año pasado la situación sanitaria era la máxima preocupación a corto plazo ahora la salud mental ocupa por primera vez un puesto entre los 10 principales riesgos. 

En base a la encuesta realizada por Davos a casi 1.000 expertos, líderes mundiales y académicos, hay una “omnipresencia” de las dolencias o trastornos de salud mental a nivel mundial impactando “gravemente” en el bienestar, la cohesión social y la productividad. 

Entre los factores causantes de este deterioro apuntan especialmente a un incremento de la soledad y aislamiento social a raíz de la pandemia que se está traduciendo en episodios de ansiedad y depresión. Aunque también resaltan un incremento de otros trastornos como el estrés o la demencia. 

Desatención de las patologías no covid 

Otras de las cuestiones sanitarias que más preocupan a los líderes mundiales son los daños “colaterales” en la salud que ha producido la pandemia del COVID dejando de lado a otras enfermedades que fueron “despriorizadas”. 

“La incidencia de las enfermedades no transmisibles, que causan 41 millones de muertes cada año (la mayoría en países de bajos y medianos ingresos) también ha empeorado en todo el mundo debido a retrasos en el tratamiento causados por el Covid-19”, resaltan los expertos consultados. 

Resistencia a los antibióticos  

El informe de Davos también señala como uno de los mayores peligros sanitarios para el planeta en el corto plazo, la resistencia a los antimicrobianos. “Causó casi 2 millones de muertes en 2020 y este número puede aumentar—particularmente para malaria y tuberculosis—debido al inapropiado uso de antibióticos para tratar Covid-19”, resaltan. 

Con todo ello, el futuro no se presenta nada halagüeño para los sistemas de salud de todo el mundo. Según los expertos consultados, la pandemia y sus impactos colaterales en la salud seguirán ejerciendo una enorme presión sobre estos e incrementarán las desigualdades entre los países y dentro de los mismos, se crearán fricciones sociales y reducirán el crecimiento económico a largo plazo.

Artículos relacionados

Mantente conectado

33,236FansMe gusta
3SeguidoresSeguir
1,831SeguidoresSeguir

últimos artículos